121914holisticanotaMeditación Activa:
Un lugar interno

Su práctica constante disminuye el riesgo de enfermedades coronarias (infarto), cáncer y regula la tensión arterial...

Entendemos el término Meditación Activa como la realización de unas técnicas científicamente diseñadas por expertos que permiten a la persona alcanzar un estado de elevada tranquilidad y paz interior, de no-pensamiento, de entrar en un estado de conciencia y plenitud.

En Occidente se denomina meditar a reflexionar sobre una situación o algo externo a nosotros, y por lo tanto con una total participación de la mente. Sin embargo, el concepto de meditación que nos interesa realmente coincide más con el de Oriente, donde meditar es un estado en el cual hay una ausencia total de la mente, sin importar la manera o técnica con la cual alcancemos dicho estado. La verdad es una, pero los caminos son muchos, lo único importante es lograr esa ansiada paz interior.

El objetivo de la meditación activa es encontrar ese lugar muy dentro de nuestro interior , donde todo es absoluto silencio, paz y dicha. Es el camino para ir más allá de la mente y ser más consciente. Todo el mundo puede practicarla, independientemente de su forma de pensar, religión o creencia. Al igual que no es necesario hacerse discípulo de ningún gurú o maestro. Sólo hace falta el deseo sincero de querer experimentar un nuevo estado de consciencia que va a transformar y dar un sentido nuevo a nuestras vidas.

Se ha comprobado científicamente que la práctica de las Meditaciones Activas disminuye el riesgo de enfermedades coronarias (infarto), cáncer y regula la tensión arterial. En los Estados Unidos algunas compañías de seguros ya aplican descuentos en sus tarifas a los que practican técnicas de meditación y relajación.

Para los que padecen de insomnio, ansiedad, inseguridad, stress, obsesiones, fobias y compulsiones (con la comida, tabaco, sexo, drogas, etc.) la meditación ha demostrado ser un remedio muy eficaz, 100% natural y económico, pues el practicante al entrar en un estado de relajación y no-mente, experimenta una profunda paz interior, un sentimiento de plenitud y bienestar que le libera de las necesidades artificiales.

Cuando uno no se siente feliz, la mente trata de buscar falsas compensaciones. En cambio con la meditación, la mente se queda apaciguada, convirtiéndose en una herramienta útil.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Imprimir