México, tercer lugar mundial en delitos cibernéticos

Alarmante aumento de
los delitos cibernéticos
Cualquier equipo electrónico que tenga una capacidad de almacenamiento o memoria puede ser un elemento a analizarse en una investigación digital
 
Con poco más de 52 millones de usuarios conectados a Internet en México, es sencillo comprender que muchos de ellos, los malintencionados, ven en este universo el medio ideal para tratar de cometer delitos.
 
La Unidad de Investigación Cibernética (UIC) de la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal, mejor conocida como la Policía Cibernética, es un grupo especializado que cuenta con una gran experiencia en el combate y prevención de los diferentes esquemas en que la red puede ser utilizada para cometer delitos.
 
Un delito cibernético es el que se cometen mediante el uso de computadoras, sistemas informáticos u otros dispositivos electrónicos de comunicación.
 
Dada la enorme popularidad de Internet como medio de información y comunicación, es común asociar el concepto de delito cibernético con la red. Para todo efecto práctico, es necesario resaltar que todo lo que es delito en el mundo real, lo es también en Internet. 
 
Los delitos cibernéticos pueden servirse de internet como medio y, dentro de esta categoría, los más comunes son:
 
+ Exhibición, publicación, difusión, intercambio y comercialización de pornografía infantil.
+ Extorsiones, fraudes electrónicos y amenazas.
+ Falsificación de documentos vía computarizada.
+ Negociaciones de secuestros.
+ Lectura, sustracción o copiado de información confidencial.
+ Aprovechamiento indebido o violación de código para ingresar a sistemas.
+ Variación del destino de sumas de dinero a otras cuentas (transferencias electrónicas).
 
Por otro lado, el propósito del uso de internet puede ser el delito mismo. En esta categoría se contemplan las conductas probablemente delictivas que van dirigidas en contra de la computadora, accesorios o programas como entidad física. Algunos ejemplos de estas actividades son:
 
+ Manipulación en los datos e información contenida en archivos o soportes físicos informáticos ajenos.
+ Acceso a los datos y utilización de los mismos por quien no está autorizado para ello.
+ Utilización del equipo y/o programas de otras personas, sin autorización, con el fin de obtener beneficios en perjuicio de otro.
+ Introducción de rutinas o programas para destruir datos, información o programas.
+ Utilización de la computadora con fines fraudulentos, con o sin conexión a Internet.
 
La Ley en México
 
México ya tiene legislación sobre ciertos delitos informáticos. En particular, por ejemplo citamos el artículo 211 bis fracción I del Código Penal Federal, que establece los fundamentos y la pena para quien sin autorización modifique, destruya o provoque pérdida de información en sistemas informáticos protegidos por algún mecanismo.
 
No obstante lo anterior, la ley general en sus diversas modalidades aplica tanto en el mundo físico como en el mundo virtual. Es decir, un fraude tipificado como tal en códigos civiles, mercantiles y/o penales lo sigue siendo si dicho fraude usa medios informáticos para su comisión. Las penas que marca la Ley son por tanto aplicables a dichos ilícitos a menos que por la existencia de alguna ley particular pudiera aplicarse supletoriedad de la misma, o incluso cuando por cuestión de comisión de múltiples delitos por un mismo hecho, se puede llegar a considerar la existencia de un concurso de delitos.
 
En México ya se ha procesado criminales que han cometido delitos informáticos y cuyo rastro ha sido perfectamente identificado y tornado en evidencia. Estos casos no sólo incluyen el acceso no autorizado a equipos informáticos, sino también temas de violación de propiedad intelectual, delitos derivados del acoso y el sexting, que pueden entenderse desde lenocinio, pornografía infantil, estupro, delitos financieros, robo y suplantación de identidad, fraude en grado de tentativa, fraude financiero y de otras índoles, y varios de ellos con agravantes como la asociación delictiva.
 
El análisis forense y la investigación digital
 
La comisión de delitos cibernéticos no es exclusiva de equipos de cómputo. Virtualmente cualquier equipo electrónico que tenga una capacidad de almacenamiento o memoria puede ser un elemento a analizarse en una investigación digital. Esto incluye tanto servidores como cámaras fotográficas, dispositivos GPS, unidades USB de almacenamiento, teléfonos celulares, smartphones – desde iOS hasta Android y Blackberry – y tabletas.
 
Cómo denunciar en México
 
Depeniente de la Secretaría de Gobernación, en México la Comisión Nacional de Seguridad es quien lleva a cabo la recepción de denuncias sobre delitos informáticos y quien hace las investigaciones pertinentes para ubicar y procesar a delincuentes y de este modo evitar incidentes futuros. Quien recibe las quejas y denuncias en forma anónima es el Centro Nacional de Respuesta a Incidentes Cibernéticos de la Policía Federal.
 
Puedes hacer tus denuncias anónimas a través del Centro de Atención del Comisionado (CEAC) en el teléfono 088 desde cualquier parte del país o bien a través del correo electrónico Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo..
 
Las denuncias también pueden hacerse a través de los ministerios públicos (PGR o PGJs locales).
 
En cualquier caso, la denuncia debe ser asistida por un abogado toda vez que en México aún hay un rezago importante en cuestión de atención a delitos cibernéticos. 

 

 

 

 


 

 

-------


COLATERALES
-----------------------------------------------------------------------

Robo de identidad, 68% de

delitos cibernéticos en México

México recibió en los últimos cuatro años 30 mil reportes telefónicos ligados a delitos cibernéticos, de los cuales 53 por ciento fueron contra dependencias de los tres niveles de gobierno, 26 contra ámbitos académicos y 21 por ciento contra el sector privado o empresarios.
Empresas afrontan
inseguridad cibernética
En México, durante el 2014 se detectaron 6 millones de virus y más de 8 millones de ataques cibernéticos, y solo el 19 por ciento de las compañías han aumentado sus esfuerzos implementando prácticas que las protejan de dichos boicots
Diputada plantea adhesión de
México a convenios internacionales 
La diputada mexicana Lizbeth Rosas se pronunció el viernes a favor de la adhesión de México a convenios internacionales sobre cibercriminalidad, al señalar que el país se ubica en los primeros lugares del mundo en la comisión de delitos informáticos. 

 

 

 

 

 

Imprimir